29 oct. 2012

Carrera de la Mujer Barcelona 2012

Barcelona, 28 de Octubre de 2012

   Ayer se celebró la octava edición de la Carrera de la Mujer en Barcelona. Una carrera solidaria sólo para mujeres que pretende recaudar fondos para la lucha contra el cáncer de mama; una enfermedad de la que en España se dignostican 22.000 nuevos casos al año.

    En un día frío y soleado se dieron cita junto a la fuente de Montjuic miles de mujeres dispuestas a correr por una buena causa ya fuera solas o por equipos que podían estar formados por madre + hija, abuela + hija + nieta, suegra + nuera, hermanas y un largo etcetera.


Colas en la recogida de dorsales
  La gran mayoría de las participantes se presentaba en la línea de salida con su camiseta rosa y su dorsal que habían podido recoger los días previos en El Corte Inglés. Este momento de la recogida fue, a mi entender, el mayor fallo de la carrera ya que se convirtió en un caos de colas larguísimas (desde la quinta planta donde se ubicaba la zona de entrega, la cola bajaba serpenteando por las escaleras hasta la planta baja e incluso más abajo). Yo he participado en carreras con más participantes (Behobia-San Sebastián, Cursa de Bombers, Cursa El Corte Inglés...) y nunca había visto semejantes colas. Sinceramente creo que deberían estudiar esto para otras ediciones. 

   Y  a las 10 se daba la salida con un viento que casi hacía volar los arcos hinchables de los patrocinadores.

El recorrido constaba de, aproximadamente 6,3 km que tras partir de Reina Maria Cristina giraba hacia Paralel para dirigirse después a Gran Vía, por donde avanzaría hasta la calle Balmes donde el recorrido giraba para, tras volver a pasar por Plaza Universitat, tomar Ronda Sant Antoni rumbo a Sepulveda. Por esta calle las corredores continuarían hasta Comte de Borrell por donde bajarían realizando algunos giros para volver a incorporarse a la Avinguda Paralel, después Plaza España y terminar en el lugar donde se tomaba la salida.

Últimos metro de la ganadora, Lidia Rodríguez
    La primera corredora en cruzar la línea de meta fue Lidia Rodriguez quién completó el recorrido en 21'12". Fue emotivo ver cómo en la espalda llevaba el nombre de su madre quien falleció tras sufrir un cáncer. A casi un muinuto y medio llegaba la segunda clasificada Anna Bové (22'36") seguida de Mary Carmen González (22'49"). La cuarta posición fue para la marchadora olímpica María Vasco que participaba como madrina de la prueba.

   Las participantes siguieron llegando, cada una a su ritmo, y entre ellas llegaban también bastantes hombres que no deberían estar ahí.

   Como ocurre en muchas carreras, había corredores sin dorsal, pero en esta ocasión era mucho más evidente ya que era una carrera reservada a las mujeres. Cada uno con su consciencia sabrá si ha actuado bien o mal, pero lo que ya me parece excesivo, como he leído en la página de Facebook de la organización, es que se quejen de que les han negado el avituallamiento a los hombres que han participado en la carrera!

    También habría que dar un toque de atención, como siempre, a los que atajan en el recorrido y a los que no realizan la salida en el cajón de tiempo que les corresponde. En esta ocasión, la organización (a pesar de no requerir acreditar un tiempo) dispuso unos cajones orientativos con los tiempo que se consideraba que realizaría cada una. Ni que decir tiene que gran cantidad de participantes hicieron caso omiso de estos cajones permitiendo ver en primera línea, junto a las atletas profesionales, a alguna señora que debería salir mucho más atrás.

La marea rosa
    Dejando esto de lado, la carrera fue lo que tenía que ser: una fiesta que no acababa tras cruzar la línea de meta, ya que esperaban a las participantes los stands de los patrcinadores donde poder recoger obsequios, recibir un masaje, realizar estiramientos, o incluso tomar parte en una clase de Aerobic masiva dirigida por monitores de la cadena de gimnasios DIR.

    En resumen, fue un gran exito de participación (con las 15.000 inscripciones agotadas, finalmente fueron 13.211 las que cruzaron la meta) que sigue manteniendo esta carrera como una de las más multitudinarias de Barcelona a pesar de ser sólo para mujeres.

    El circuito de la Carrera de la Mujer tendrá su proxima parada en Zaragoza el día 11 de Noviembre.


4 comentarios:

  1. Los hombres también luchan contra el cáncer de mama, porque el cáncer no lo lucha solo quien lo padece, sino todo el mundo que quiere a esa persona. Por eso no me parece mal que participen en la carrera.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Hola Leia,
      A mi no me parecería mal que participaran si la organización lo permitiese, pero no me parece bien que corra gente sin estar inscrita por la razón que sea.
      Por otro lado, esta carrera tiene un límite de 15000 inscripciones (como ya sabrás, se agotaron todas!!!) y si se permitiese que se apuntaran hombres estos supondrían probablemente el 60, 70 o incluso 80 por ciento de los participantes, como en la mayoría de las carreras, lo cuál haría que muchas mujeres, sobre todo las no habituadas a correr, no pudieran participar.
      Si las inscripciones no se agotaran sí que creo que sería un error no dejar que participara más gente.
      De todos modos, es solo mi humilde opinión.
      Un saludo y gracias por pasarte por el blog y dar tu opinión!

      Eliminar
  2. Sí, tienes razón en el hecho de que quizás la mayoría de los participantes serían hombres si los dejasen participar oficialmente. Aunque debo decir que también me encontré a mujeres sin dorsal. Supongo que fue gente que no se pudo apuntar y quisieron mostrar su apoyo a la causa. De todas formas, dejando participar sólo a mujeres se fomenta que estas hagan deporte. Aunque poco a poco la cifra de mujeres deportistas va aumentando no siempre ha sido así y fue bonito ver a niñas, chicas, mujeres, abuelas etc. todas juntas disfrutando del deporte y del buen ambiente que había. El año que viene más!

    Saludos y sigue con el blog :)

    ResponderEliminar
  3. Hola, yo he participado tres años en esta carrera y este fué el último. Mi marido junto a unos amigos participaron conmigo y a la hora de la llegada se les negó una botella de agua, me parece fatal. La mayoría de las mujeres que corren esta carrera no corren ninguna más, no se fomenta el deporte a las mujeres se fomenta el feminismo. La semana anterior corrí una carrera pequeña a favor de la lucha contra el cáncer y esa si que me gustó, todo el mundo corriendo por una buena causa. Las mujeres que corren habitualmente no necesitan de estas carreras se apuntan en las mixtas.

    ResponderEliminar